Parasháh Trumáh | Una Morada en el Corazón

בס”ד

Querid@s amig@s de nuestro blog,

¡Jodesh tov de Adar! Un nuevo mes empieza: el último del ciclo anual natural y el más alegre según nuestra tradición. “Cuando llega Adar, incrementamos nuestra alegría” (Talmud, Taanit 29a).

Esperamos desde OrEinSof.com, que en efecto, sea para todos un mes de muchas sonrisas, buen humor y momentos felices… compartidos con el estudio que difundimos en este espacio, inspirado en la sabiduría del Rav Ginsburgh.

Por cierto, os recordamos que hay un nuevo vídeo para comentar en la sección “Este mes debatimos…” que trata de la Kabaláh como Lenguage Secreto de D-os.

Trumáh, ¿qué nos enseña esta parashá de la semana?

Como es habitual, antes del el vídeocomentario del rav Ginsburgh, con su gran sabiduría sobre Toráh y mística judía, os recomendamos repasar esta porción en Shmot 25:1 – 27:19. Sabemos que en Trumáh leemos la conocida frase que Di-s le dice a Moshéh:

”Harás para Mí un santuario, y Yo voy a morar entre ellos”.

El pueblo de Israel es llamado a contribuir con quince materiales. En la cima del Monte Sinay, Moshéh recibe además las instrucciones detalladas sobre cómo construir esta morada para el Eterno.

Claro que, de la manos del Rav Ginsbrugh, ya estamos acostumbrados a penetrar algo más en la dimensión interior de las palabras de la Toráh… a través de su sabiduría y la mística judía. Y eso es lo que haremos esta semana, para encontrar respuestas a cuestiones como…

  • ¿Dónde realmente habitaría HaShem, en el tabernáculo o en el pueblo?
  • ¿Qué papel juega aquí el orden natural y el sobrenatural del mundo?
  • ¿Cuántos niveles de milagros ocurrían en el Templo, en el Santuario y el Tabernáculo?
  • ¿Cuál es el altar de sacrificio a HaShem en nuestros días?

¡Cuántas cosas aprenderemos nuevamente esta semana! Encontrarás las respuestas a estas interrogantes, y mucho más, en la reflexión que os ofrecemos en vídeo.

Nos encantaría saber vuestras opiniones y reflexiones, y por ello tenéis a vuestra disposición el campo de comentarios más abajo.

¡Shabat shalom!

Edit Or y el el equipo OrEinSof.com

Acompañamos este vídeo con la transcripción de la reflexión del rav, que os servirá para complementar el estudio.

Lo encontraréis en el primer campo de comentarios, abajo.

Columnistas Invitad@s | ¡Mishe, mishe, mishe!

בס”ד

Cuando el mes de Adar entra, aumentamos la alegría (Talmud Taanit 26 b)

Llegamos, finalmente, al mes de Adar. Digo finalmente, porque Adar es el último de los 12 meses del año. Sabemos que cada mes, según el Séfer Yetziráh, está relacionado con una letra, un mazal, una tribu de Israel, un sentido y un miembro del cuerpo.

A modo de referencia diremos que la letra es la kuf, el mazal los daguim o peces, la tribu Naftalí, el sentido la risa, y el miembro el bazo.  

El Séfer Yetziráh tiene varias versiones que presentan algunas divergencias. La primera divergencia por lo que refiere al mes de Adar, es que, aunque la mayoría de los comentaristas afirman que el sentido es la risa, en uno de los comentarios se dice que es el sueño o el poder de soñar.  Veamos cómo lo podemos relacionar.

¿Qué es lo que nos provoca risa?

Generalmente, la risa es provocada por una distorsión acusada entre una causa y su efecto. Cuando se rompe la relación “causa-efecto”, por el motivo que sea, nos causa risa, y cuanto más distorsión, más risa.

Dicen que risa está conectada con la habilidad de dar la vuelta las cosas: podemos decir entonces que los estudiosos de la Toráh son los magos de la risa. Para muestra, un botón: abrid cualquier página del Talmud al azar y veréis cómo las discusiones llegan a extremos completamente hilarantes.

Sigue leyendo