Fundamento de las Sefirot | 14. Fortalecimiento

בס”ד

En la entrega anterior:

Entonces existe una devoción hacia arriba –una experiencia dirigida hacia lo exterior, subiendo desde la belleza- hacia nuestros padresy otra devoción fluyendo de forma descendente hacia todo aquel que se encuentra dentro del ámbito de mi existencia. Por supuesto, primero y principal uno debe brindarse al pueblo judío.

Si te has perdido algún capítulo de esta serie, puedes recuperarlos todos pinchando aquí.

Fortalecimiento

Ahora nos vamos a referir a victoria y agradecimiento. Las palabras hebreas que describen el fundamento de estas sefirot son: el poder de fortalecer התחזקות /hitjazkut/ y el poder de perseverar התמדה /hatmadáh/. Estas fueron las dos palabras hebreas más difíciles de traducir y debemos explicar lo que queremos decir con ellas.

Junto con la sefiráh de fundamento /yesod/ son los poderes emotivos que juegan cuando una persona está en acción. Claramente, va a estar de relieve su fundamento, o sea su conexión con la realidad. La sefiráh de victoria en hebreo es llamada netzaj נצח . Hitjazkut quiere decir que nunca me doy por vencido; junto fuerzas una y otra vez para salir victorioso. Si caigo, tengo que levantarme. El pueblo judío debe ganar. Yo soy un judío y entonces debo ser un ganador. Si parece que no estoy triunfando entonces debo fortalecerme, tengo que sumar este poder vigorizante.

En todo caso, puedes ser capaz de encontrar una traducción mejor para esta palabra que, nuevamente, significa que siempre puedes volver a levantarte, siempre puedes fortalecerte para no caer de nuevo.

Para tener una idea más amplia de lo que pasa con victoria, agregaremos que la experiencia interior de victoria es la confianza o certidumbre, pero a diferencia de la confianza del agradecimiento, en victoria es algo activo, o sea que la persona se está levantando y haciendo algo basado en su confianza de que HaShem está siempre allí para ayudarlo a cumplir con sus metas.

Esta palabra hitjazkut, fortalecerse y levantarse constantemente es la palabra alrededor de la cual gira toda la vida y las enseñanzas del Rebe Najman de Breslov. Rebe Najman enseñó que nunca debes desesperarte, nunca te debes dar por vencido, fortaleciéndote siempre. Lo que nos está mostrando es que debido a las dificultades de la vida (especialmente para el pueblo judío en los tiempos de exilio) uno está siempre al borde de la desesperación. Victoria es en kabaláh el pie derecho y ambos pies están siempre a punto de caer.

Entre paréntesis, debemos ser cuidadosos, porque no todo lo que parece vigorizante en verdad lo es. Existen desafortunadamente algunos que quieren ser Baalei teshuváh (retornantes) de Breslov en la Tierra de Israel en nuestros días que actúan de una manera que es inapropiada para un baal teshuváh. Ellos pretenden que para alcanzar su alto nivel de conciencia y que se mantenga “alto”, el Rebe Najman utilizó drogas (particularmente algún tipo de marihuana). Justifican que ellos mismos usan drogas con esta idea, porque sostienen que las drogas los ayuda a evitar la desesperación. Mencionamos esto sólo para decir que, HaShem lo prohíba, que una persona pueda imaginar que el Rebe Najmam usaba drogas de alguna clase.

El Rebe de Najman está relacionado particularmente con la sefiráh de victoria, como está dicho de él: “He sido victorioso y seguiré siendo victorioso“. Podríamos traducirlo como “¡Yo soy un ganador!”.

Su nombre, Najmán נחמן tiene el mismo valor numérico que netzaj, victoria נצח.

Dice el Arizal que cada judío tiene un día particular de la cuenta del ómer con el que está particularmente relacionado. Por ejemplo, el día Rabí Shimón bar Yojai es el de agradecimiento de agradecimientohod shevehod (el día 33 del ómer lag baÓmer). El día del cuarto Rebe de Jabad, el Rebe Moharash, es belleza de belleza (2 de Iar, tiféret shevetiféret). El del Rebe de Najmán es por supuesto el que corresponde a victoria de victorianetzaj shevenetzaj , el día central de la cuenta del ómer .

Recientemente se descubrió un nuevo manuscrito del Alter Rebe que se publicó en Internet. En él dice que al final de las generaciones, muchas almas bajas, sencillas, serán atraídas por Rabi Najmán. Algunos Lubavitchers pensaron que esto era un insulto, pero cuando oímos esto dijimos que en realidad era un aliento.

Todo esto es para explicar el significado del impulso interior y el poder de victoria como algo vigorizante. Muchos refranes del Rebe de Najmán se formularon también en estilo Jabad. Rebe Najmán solía alentar a la gente para que no se desesperasen diciendo: “No hay motivo para desesperarse en absoluto”. En otras palabras, la desesperanza es algo ilusorio. En Jabad se dice: “Nada está perdido”. Su dicho “he triunfado y triunfaré” se dice en Jabad “ Didan Notzaj ”, “la victoria es nuestra”. Este es un dicho de los sabios que adoptó el Rebe de Lubavitch.

Posiblemente revitalizar sería una palabra mejor para traducir hitjazkut, por eso, pueden usar cualquier palabra que ayude a comprender mejor el significado, revitalización o fortalecimiento.

El siguiente, y penúltimo, capítulo será:

Perseverancia